Embarazada durante COVID-19; La historia de Annette Parte 2

Una rápida mirada hacia el principio. Después de sucumbir a los nervios, Annette estaba agotada cuando llegó para su transferencia de embriones. Luego, después de unos minutos con Shannon, sus nervios se calmaron e hizo la promesa de que solo tendría pensamientos positivos a partir de ese momento. Aún no sabía lo importante que sería esa promesa.

En sus palabras:

Estaba encantada de haberme quedado embarazada después de solo un intento. El primer trimestre del embarazo fue

pasando muy rápido. Cuando comenzábamos el segundo trimestre, una ecografía detectó un problema en la placenta. Era un diagnóstico, Vasa Previa, que recuerdo haber escuchado en una reunión de grupo reciente

con la Dra. Rad. Mantuve una actitud positiva y les comuniqué a todos en BFI: «¡Tengo vasa previa!». Seguí el consejo del médico y supe que llegaría el día en que me hospitalizarían para el resto del embarazo. Me concentré en las cosas que podía controlar y sabía que tenía ante mí un esfuerzo que hacer.

 

Yo trabajo a tiempo completo y soy madre soltera de 3 hijos. Le expliqué la situación a todos y en mi trabajo comprendieron perfectamente mi situación y además mis hijos lo aceptaron de forma increíble. Me ayudaron a preparar una bolsa de cosas para hacer. Metimos libros para dibujar, rompecabezas y libros. ¡Incluso me compré una Nintendo Switch! Por supuesto, también tenía mi computadora portátil. Hicimos planes para nuestras visitas diarias. Me preparé para lo peor y esperé lo mejor. Preparé mentalmente a todos para no estar en casa dos meses sabiendo que mi estancia no sería más larga que eso. Nunca en un millón de años podría haber anticipado lo que sucedería después.

The first week went as expected.  Shannon, Randi and Carol came to visit at different times. My entire family visited me daily which included my kids, my mom, and extended family.  We played games, watched television, and just hung out.  Then the allowed visitors dwindled down to 2 and they had to be over 16.  Two of my three children are under 16 so this was a difficult transition for everyone.  I remember thinking as I was sitting with my two youngest children, that it could be weeks before I held them again.  It was a very sad moment for me.  

La primera semana fue como se esperaba. Shannon, Randi y Carol vinieron a visitarnos en diferentes momentos. Toda mi familia me visitaba diariamente, incluyendo mis hijos, mi madre y mi familia extendida. Jugamos juegos, miramos televisión y simplemente pasamos el rato. Luego, los visitantes permitidos disminuyeron a 2 y tenian que ser mayores de 16 años. Dos de mis tres hijos tienen menos de 16 años, por lo que esta fue una transición difícil para todos. Recuerdo haber pensado mientras estaba sentada con mis dos hijos más pequeños, que podrían pasar semanas antes de que volviera a abrazarlos. Fue un momento muy triste para mí.

Then overnight there was a significant change in my surroundings.  The medical staff were wearing masks and gowns and stated that they were going to minimize contact with me for my safety.  Literally, the next day everyone who entered the hospital was screened before being allowed to enter.  The hospital protocols were changing by the hour. And then I was told that I could only have one visitor for the remainder of my stay.   I spoke to my oldest daughter and together we decided she should be the one.  

Luego, durante la noche hubo un cambio significativo en mi entorno. El personal médico llevaba máscaras y batas y declaró que iban a minimizar el contacto conmigo por mi seguridad. Literalmente, al día siguiente, todos los que ingresaron al hospital fueron examinados antes de que se les permitiera entrar. Los protocolos del hospital estaban cambiando cada hora. Y luego me dijeron que solo podía tener un visitante para el resto de mi estancia. Hablé con mi hija mayor y juntas decidimos que ella era la indicada.

 

Estaba aislada del mundo en el que vivía mi familia. Vi la progresión de COVID-19 en la televisión y fue surrealista. Sentí que estaba viendo una película, no era posible que esto realmente pudiera estar sucediendo, ¿verdad? Mis pensamientos estaban constantemente en mis hijos y cómo manejaban este nuevo estilo de vida. Nunca he estado más agradecida a la tecnología que durante este tiempo. Pude hablar o chatear por video con ellos todos los días y creo que eso nos ayudó enormemente a todos.

Deja una respuesta